WikiLeaks: Los EE.UU. han espiado a Ban Ki-moon para proteger a sus empresas petroleras

La Agencia Nacional de Seguridad de Estados Unidos ha espiado las reuniones privadas del secretario General de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, para salvar a las compañías petroleras estadounidenses, dice WikiLeaks en una nueva revelación.

Ban Ki-moon habría sido espiado en una reunión con la canciller alemana, Angela Merkel, celebrada para discutir cómo hacer frente al cambio climático, un tema que se ha convertido en un polémico debate en los últimos años.

"Hoy, acabamos de demostrar que las reuniones privadas en las que Ban Ki-moon intentaba salvar al planeta del cambio climático fueron escuchadas por un país que intenta proteger a sus grandes empresas petroleras", dijo el martes el editor de WikiLeaks, Julian Assange.

"Hemos publicado previamente órdenes de Hillary Clinton en las que los diplomáticos estadounidenses debían robar datos sobre el ADN del secretario general", agregó Assange.

"El gobierno de Estados Unidos ha firmado acuerdos con la ONU por los que no participaría de dicha conducta contra la ONU, por no hablar de su secretario general. Será interesante ver cómo reaccionará la ONU ya que, si su secretario general puede ser objeto [de espionaje] sin que haya consecuencias, entonces cualquier persona, desde un líder mundial hasta un barrendero, se encuentra bajo ese riesgo", ha apuntado.

Esta reveación también hace referencia a las reuniones celebradas entre otros líderes mundiales, entre ellos el primer ministro israelí Netanyahu, y el primer ministro italiano Berlusconi, en el que Netanyahu "suplicó" a Berlusconi para que lo ayudara a lidiar con el presidente Barack Obama.

Además, la agencia de espionaje de Estados Unidos espió reuniones clave entre la UE y los ministros de comercio japoneses, en las que estaban discutiendo sus líneas rojas comerciales secretas en las negociaciones de la OMC (Organización Mundial del Comercio), así como reuniones entre el ex presidente francés Nicolas Sarkozy y el ex primer italiano ministro, Silvio Berlusconi, donde Sarkozy dice a Berlusconi que el sistema bancario italiano pronto hará "pop, como un corcho".

 

Algunos de los nuevos documentos están clasificados como TOP-SECRET/COMINT-GAMMA, y son los documentos con la clasificación máas alta que hayan sido publicados por un medio de comunicación.