Vicecanciller de Alemania quiere cerrar los centros salafistas y wahabíes

Martes, 10 Enero, 2017 - 12:00

El vicecanciller alemán, Sigmar Gabriel, en declaraciones a la revista alemana Der Spiegel, ha afirmado que las mezquitas salafistas y wahabíes en el país deberían ser cerradas y sus comunidades disueltas, y ha exhortado a las autoridades alemanas a tomar medidas contra “las tendencias extremistas en Alemania”.

Gabriel insistió en el hecho de que “las mezquitas que propagan pensamientos salafistas y wahabíes” deben ser expulsadas “sin tardar” de Alemania porque “incitan a la violencia y no saben disfrutar de la libertad de religión”.

“Las mezquitas salafistas deben ser prohibidas, las comunidades disueltas y los predicadores expulsados. Y eso tan rápidamente como sea posible”.

Gabriel hizo estas declaraciones en relación a los vínculos que hallados por las autoridades alemanas entre el atentado contra el mercado de Navidad en Berlín y un predicador salafista.

El vicecanciller alemán afirmó tener una “tolerancia cero” para el salafismo, que ha estado creciendo en Alemania en los últimos años con el apoyo de Arabia Saudí.

El salafismo, a menudo equiparado con el wahabismo, que es la ideología radical que domina Arabia Saudí y que es difundida y financiada por los clérigos de ese país árabe, siendo también la ideología del grupo terrorista EI, del Frente al Nusra y del resto de grupos terroristas que actúan en Siria y todo el mundo.