ANTE LAS ACUSACIONES DEL DIARIO EL PAIS

08.01.2018

Redacción

Katehon es una escuela de pensamiento de ideal cristiano que se inspira en el derecho fundamental a la libertad de expresión, que reconocido por la Constitución española y la declaración universal de los Derechos Humanos, nos capacita para realizar los informes y los artículos que creamos pertinentes sin tener que pedir permiso a nadie.

Por tanto, Katehon no pretende subvertir el orden democrático de España, como así intentan hacer creer los voceros socioliberales de George Soros que se esconden tras el consejo de redacción del diario El País, donde intentan culpar a Rusia de todos los males que aquejan a un occidente en auto-descomposición.

Si en Europa crecen los partidos de ultraderecha no es culpa de Rusia ni de esta humilde web, sino de la nefasta gestión que las élites europeas hicieron de una crisis de refugiados originada tras apoyar con entusiasmo las primeras árabes que desestabilizaron Oriente Medio y el norte de África. Igualmente, si Cataluña pretende independizarse del Reino de España, tampoco es culpa de Rusia y mucho menos de esta web que siempre ha creído en la unidad de la nación española, sino que todo ello es fruto de 40 años de dejación de unos políticos que ahora pretenden instaurar un modelo federal de Estado como una supuesta solución.

En Katehon tenemos un ideario, pero de la misma manera que defendemos una concepción del mundo multipolar en el que se respeten diferentes maneras de pensamiento, también aceptamos la democrática pluralidad política. En este sentido en Katehon escriben personas que podrían ser catalogadas mayoritariamente de derechas, pero también lo han hecho a lo largo de nuestra existencia otras de reconocida militancia izquierdista. Katehon no es una secta como si lo puede ser el Diario El País de la Open Society del señor David Alandete y su jefe, el arribista Juan Luis Cebrián y miembro emérito del Club Bilderbeg, que por su oscuro pasado es el menos indicado para acusarnos de ultraderechistas.

Para finalizar, recordar que este Think Tank está escrito en español con el objeto de abarcar a todo el mundo hispano, cosa que el eurocéntrico panfleto del grupo PRISA ignora, no sabemos si por descuido o por algún tipo de complejo neocolonial de aquellos que nos acusan de  fomentar la inestabilidad de España por dar nuestra opinión sobre la realidad. Pensándolo fríamente, posiblemente sólo se trate de algún transtorno esquizoide de quien hace esas graves acusaciones. Háganlo mirar.