El "secreto" sobre la gira europea de Obama

16.11.2016

El "showman" de la Casa Blanca hace una visita a una serie de países de la UE, haciendo campaña para el fortalecimiento de la OTAN.

La agonía de los liberales

El primer país donde Barack Obama comenzó la propaganda de la OTAN, fue Grecia. La visita del presidente de Estados Unidos estuvo acompañada de protestas masivas de la población.

Es irónico que Obama hable sobre la protección de la OTAN en los países que han sido durante mucho tiempo miembros de la alianza. Es un indicador de la decepción existente en el trabajo práctico del bloque político y militar, así como del creciente descontento sobre el crecimiento de los gastos relacionados con la campaña anti-rusa definida como "Determinación atlántica" y las medidas para controlar los flujos migratorios.

Además, Obama está tratando de convencer a los europeos de que su sucesor, Donald Trump, no tomará medidas radicales relacionadas con la presencia de tropas estadounidenses en Europa y con la reducción de los costos dentro de la OTAN. Pero quizás Donald Trump haga precisamente eso para cumplir con las promesas de campaña en el marco de su estrategia aislacionista y de restablecimiento de las relaciones normales con Rusia.

La siguente vista: Alemania

En Alemania, el 17 de noviembre se llevará a cabo la conferencia internacional sobre el problema del DAESH. Se contará con la presencia de la canciller alemana Angela Merkel y de Barack Obama. Se espera que el presidente estadounidense utilice de nuevo la retórica liberal y haga promesas poco realistas, esta vez en relación con Alemania.

Por el momento, en varias ciudades de Alemania está desplegado el principal contingente militar de Estados Unidos en Europa. Sin embargo, la mayoría de los ciudadanos de este país entiende que es la política liberal la causante de la crisis actual, por lo que la popularidad de Merkel ha caído significativamente. Las elecciones parlamentarias que se celebrarán en Alemania en 2017, demostrarán claramente la victoria de los euroescépticos y el fracaso de los partidos liberales.